viernes, 1 de noviembre de 2013

10K de la Luz 2013

La carrera de la Luz se corría tradicionalmente el 8 de Diciembre en la ciudad de Cali.  En 2011 había hecho 54:58 y en 2012 54:18.

Para este año quería ponerme como meta acercarme a los 50 minutos y armar un plan de preparación para lograrlo, pero tras correr la media maratón de las Flores me di cuenta que la carrera este año había sido adelantada al 27 de octubre. Esto me dejaba solo con 7 semanas, que descontando la semana de descanso después serían solo 6 semanas de preparación. Pensé que sería insuficiente pero igual decidí intentarlo. 

Armé un plan de preparación muy relajado, sin entrenos en días consecutivos, con 3 semanas de salidas a ritmos por encima de 6:30/km en distancias muy manejables (la más larga de 8,7K) y combinando un poco de fortalecimiento en gimnasio. Y en las últimas 3 semanas solo distancias cortas (<5K) con ritmos entre 4:30 y 5:30 por Km según la distancia.

Total que el día de la carrera no cargaba ningún estrés, no sentía ningún cansancio, sentía que mi cuerpo podría darlo todo y me sentía confiado por los ritmos que había logrado mantener en los entrenos de las últimas semanas. Sin embargo era conservador con mi meta y esperaba estar rondando los 52:00

Nuevamente corría en compañía de mi esposa; bueno, correríamos la misma distancia pero a ritmos diferentes así que salimos juntos y "nos vemos en la salida".  Jaime, mi tradicional compañía en las carreras que se organizan en Cali no alcanzó cupo así que iba por mi cuenta.

La carrera arrancó muy rápida, con un nuevo recorrido muy bonito pasando al lado del río Cali. Me sentí fuerte y decidí apretar para pasar gente y evitar los trancones (ya me creo el cuento de que hago parte de los rápidos).

Un detalle importante es que olvidé llevar mi cronómetro, así que me tocó adivinar el tiempo que llevaba en carrera en mi reloj de manecillas. Al pasar por el punto de 2 kilómetros creí ver que iba con un tiempo de 11:30, pero perfectamente podía ser 10:30. No estaba seguro pero la confusión me hizo apretar el ritmo.  Para mayor confusión no vi la señal del Km 3 y cuando llegué a un punto de hidratación pensé que correspondía al Km 3 y miré el tiempo y leí 18 minutos. Estaba muy agitado porque había apretado el paso desde el Km 2 y al ver el tiempo pensé que iba a ser el peor 10K de mi vida.  Me tomé con calma el paso por el punto de hidratación, incluso tomé bebida isotónica caminando mientras recuperaba el aire y volví a la carrera con un paso alegre pero sin presiones. Y de repente llegué al Km 4. Miré de nuevo el reloj y estaba en 21:30. Supe que estaba de nuevo en carrera y que podía acercarme al 52min! Decidí controlarme para no volverme a agitar tanto pero no lograba sentirme a gusto con el paso. En mi mente empezaba a criticarme por no haber hecho entrenos largos y me costaba trabajo concentrarme en la carrera.  


Finalmente los kilómetros se consumieron y llegué a la parte final. Después de pasar el Km 8 volví a creer firmemente en mi. Calculé que estaría por encima de 52 pero definitivamente mejorando mi tiempo. Apreté un poco pero me di cuenta que tampoco me daba para mucho. Finalmente el último Kilómetro (que tiene una pendiente importante en subida) lo hice sin apretar tanto como habitualmente lo hago. Al terminar la pendiente me sorprendió la meta porque recortaron la última recta en unos 200 metros.  En esa recta vi que el cronómetro oficial estaba por debajo de 52 min y calculaba que mi tiempo chip estaría 1:30 por debajo. No lo podía creer! 


Finalmente mi tiempo fue de 50:22. Estuve muy cerca de hacer el sub50, pero durante el recorrido nunca me lo creí.   En este momento no estoy seguro si el problema fue por mi falta de cronómetro o porque había problemas de marcación de kilometraje.  Los dos últimos kilometros los hice demasiado rápido, casi a 4min/km, lo cual está muy por debajo de mis mejores marcas.

Mi esposa también mejoró su tiempo así que ambos salimos contentos.



sábado, 21 de septiembre de 2013

(media) Maratón de las Flores.

La Maratón de las Flores 2013 iba a ser mi primera Maratón. 

Después de terminar la Media Maratón de Cali 2013 (aquí la crónica) me puse un nuevo reto: correr la maratón de las Flores 2013 en la ciudad de Medellín. Sin ninguna pretensión en tiempo, solo esperaba poder terminarla. 

Pero en medio de la preparación para la maratón sufrí una fráctura por estrés en el pié derecho. De acuerdo al deportólogo que me atendió la fractura se presenta porque cometí el error de aumentar muy bruscamente el kilometraje semanal de trote.  Debido a la lesión estuve dos semanas completamente parado y otras dos semanas en las que podía ejercitarme pero sin impacto. En esas dos semanas me mantuve haciendo elíptica en gimnasio día de por medio en sesiones de 1 hora. Cuando pude volver a trotar estaba a 5 semanas de la fecha de la maratón y por recomendación médica debí cambiar mi inscripción porque no alcanzaría a estar listo para los 42K. Así que en ese momento cambié mi reto para volver a intentar el sub2h que se me había escapado por 1:47 en la Media Maratón de Cali.

La Maratón de las Flores es una carrera muy bien organizada, con 4 diferentes distancias: maratón, media, 10K (mi esposa va en esta distancia) y 5K; el recorrido es bastante quebrado, si bien las pendientes no son muy fuertes. El clima de Medellín para trotar es delicioso. Y además los organizadores tuvieron el acierto de programar las salidas de 42K y 21K a las 7am, separadas de las salidas de 10K y 5K. La salida es bastante amplia y a pesar de la gran cantidad de gente se podía correr desde el primer kilómetro.

Mi primer Kilómetro lo cumplí con 6 minutos exactos. Muy bien para ser la salida. En la media maratón de Cali me había tardado 6:30 en el primer kilómetro debido a la congestión.

A partir del Km1 empieza una leve pendiente hacia arriba. Me concentro en mantener el paso y logro sostener un paso aproximado de 5:40/km.  Es subida aproximadamente hasta el Km 5, por el que paso con un tiempo de 28:40.  Me siento confiado y cuando inicia el descenso aprovecho mi poco peso y las sesiones de gimnasio que me fortalecieron las piernas para aumentar la velocidad con zancadas largas. Logro ganar muchísimo tiempo en ese descenso, interrumpido por cortos repechos, que dura casi hasta el Km 10. Mi parcial en el Km 10 fue de 55:30 y seguía sintiéndome de maravilla. Luego un nuevo ascenso que tomé con más calma. Sabía que iba muy bien para lograr el sub2h (más de 1 minuto por debajo), así que decidí regular un poco para no sufrir al final. Ese ascenso duró aproximadamente hasta el Km 16, punto de separación de las distancias 42K y 21K. Pasé el Km 16 con un tiempo de 1:29:30.  Ya estaba más de dos minutos por debajo de los parciales que necesitaba para cumplir el sub 2h. A partir de ahí nuevamente descenso, pero ya estaba un poco cansado de piernas así que no apreté tanto. Sin embargo seguí ganando tiempo y lo mejor, quedé con fuerzas para rematar los últimos 500 metros.  Al final mi tiempo oficial fue 1:56:44, mi primer sub 2h. Objetivo cumplido!

domingo, 16 de junio de 2013

Media Maratón de Cali 2013

Póster de Fernando Naranjo Franky en la Media Maratón de Cali 2013La Media Maratón de Cali en el año 2013 se adelantó un mes respecto a los años pasados. Ya había corrido la prueba en 2011 y 2012, las dos veces con casi el mismo tiempo: 2:12:09 en 2011 y 2:12:12 en 2012.
Para este año estaba decidido a mejorar mi tiempo y tomé como referencia un plan de preparación de soymaratonista.com para bajar de dos horas. Pero no fui estricto. Mis entrenos más largos fueron de 16Km. También me salté varios entrenos cambiándolos por sesiones de gimnasio. Los entrenos de velocidad si los cumplí completamente.  Total que me sentía mejor preparado que nunca para cumplir mi meta. Sería mi primer sub2h. 


Para hacer más especial esta carrera, además de la tradicional compañía de mi amigo Jaime (con esta es la tercera media de Cali que corremos juntos, y también llevamos 2 10K de la luz), mi esposa también nos acompañó corriendo 8K.

La carrera inició puntual a las 8:45am (pienso que debería ser más temprano porque el sol de las 10am de Cali es sofocante). Nosotros habíamos llegado sólo 30 minutos antes así que apenas tuvimos tiempo de acercarnos a la linea de salida sin calentar. Movimos articulaciones y estiramos como pudimos mientras esperamos la salida.


La salida fue muy difícil por la gran cantidad de participantes y justo a la salida había un embudo en la vía de unos 6 metros de ancho. Era imposible coger ritmo.  Para lograr mi meta la media en promedio debería ser de 5:40/Km, pero el primer Km lo hicimos en 6:30. Jaime iba conmigo; mi esposa si se decidió a tomarlo con (más) calma desde el inicio pues era su primera carrera de más de 5K.  La congestión de participantes duró hasta el km 3, donde pasamos haciendo un tiempo de 18:00.  A partir de ahí tratamos de coger ritmo, manteniendo un paso apenas por debajo de los 6min/Km pensando en reservar energías para el final. Ya la carrera iba por la Autopista Sur Oriental, el sol estaba golpeando fuerte en una vía con muy poca sombra y empiezan a aparecer los puentes de la Autopista. Para el que nunca ha corrido la Media Maratón de Cali, son puentes de unos 3 pisos de alto que se suben en rampas cortas y muy pronunciadas. Me mantuve apegado a la estrategia: subir pausado y bajar descansando con zancadas largas.  Pasé por el Km 7 con un tiempo de 41:30 y supe que tenía que apretar más: mejoré el paso y llegué al Km 10 con tiempo de 58:30. Estaba casi 2 minutos por encima del tiempo requerido para cumplir mi meta, pero me tenía confianza para la segunda parte de la carrera.


Apreté el paso y me concentré en hacer cada Km entre 5:30 y 5:45. Hasta el Km 15 lo logré, pero a partir de ahí empezó a afectarme el calor de la carrera (ya eran más de las 10am) y los pasos por los puntos de hidratación eran cada vez más lentos y necesarios.  Cuando llegué al Km 17 con un tiempo por encima del 1:40, y sin fuerzas en las piernas para apretar el paso, supe que ya no iba a lograr bajar de las 2 horas. Ese es un momento duro mentalmente porque el cuerpo quisiera relajarse porque igual la meta no se va a cumplir. 

Ya era seguro que mejoraba mi 2:12:09 del 2011; además también iba a mejorar mi mejor tiempo para una media maratón (en 2011 había hecho la de Pereira en 2:05:08; es una media con un recorrido muy quebrado pero con un clima mucho más benigno). Pero no era momento para aflojar. Sabía que no llegaría al sub2h, pero quería quedar lo más cerca posible de mi objetivo.  Mis piernas ya no daban mucho, pero procuraba mantener la concentración.


Al final no tuve fuerzas para hacer mi tradicional pique de los último metros. Solo pude saludar a mi esposa que estaba animándome desde las gradería de la recta final, y mantener el paso para llegar orgulloso a imponer mi mejor registro histórico para una media maratón: 2:01:47






Y el sub2h? Espero lograrlo en la Media Maratón de Cali 2014.